Me ha picado una abeja (o avispa): ¿Qué hago?

Llega el verano y con él solemos ir a la piscina, playa, excursiones al campo …

Estas situaciones hacen que estemos más expuestos a la picadura de una abeja o avispa. Todos sabemos que no hay que provocarlas, pero aún así de vez en cuando estas cosas ocurren, de hecho todo el mundo conocemos a alguien a quien le ha picado una abeja, si no somos nosotros mismos.

Si se da el caso de que te pica una abeja o pica a alguien de tu familia, no debes preocuparte. Te damos unos cuantos consejos para que actúes convenientemente ante este imprevisto.

Primer paso: Quitar el aguijón

Lo primero que debemos hacer es quitar el aguijón, que probablemente se quede clavado en nuestra piel.

Para ello es muy importante hacer lo siguiente: No debes tocar el aguijón, solo debes tocar la piel que hay alrededor de él. Digamos que queremos sacarlo como quien explota un grano (y perdón por ser tan explícito).

De esa manera te asegurarás que no infiltrarás el veneno que tiene ese aguijón en tu piel. Si tocas el aguijón, es probable que todo ese veneno se “inyecte” y entonces el dolor y la picazón serán mayores. Quitando el aguijón de la manera correcta hará que este “salte” y la infiltración de veneno sea mayor.

Segundo paso: Aplicar algo que alivie

Si estás en el campo, puedes hacer algo de barro con tierra y agua y aplicarlo sobre esa picadura de abeja o avispa.

Si estás en la piscina de algún conocido, puedes pedirle vinagre y aplicarlo sobre la zona con un algodón (sin apretar demasiado). También puedes pedir un antitranspirante que contenga aluminio y comenzar a frotar la zona durante un buen rato. El aluminio hace que el dolor disminuya y que el veneno tenga menor efecto.

También podemos ser previsores y llevar siempre algún remedio farmacéutico en el bolso o tener algo en casa que alivie las picaduras de avispas. Son remedios baratos y cómodos de aplicar.

Tercer paso: Vigilar la evolución de la picada

No queremos asustar a nadie, pero mucha gente es alérgica al veneno de las abejas y avispas y no lo sabe.

Si te ha picado una abeja, es normal que la zona se ponga roja y se inflame (por muchos remedios que utilices), pero debemos estar atentos a la evolución de estos síntomas, por si acaso la persona picada es alérgica sin saberlo.

En caso de presentar alguno de estos síntomas …

  • Mareos.
  • Náuseas.
  • Falta de aire.
  • Inflamación exagerada.

… debemos acudir a Urgencias lo antes posible para evitar males mayores.

Si todo sale bien, en un par de días como máximo el picor y la hinchazón desaparecerán. La picadura de abeja o avispa es una sensación desagradable, pero si consigues que el veneno no se inyecte en tu piel y sigues todos los consejos que aquí te hemos dado, comprobarás que tampoco es para tanto y podrás estar bien del todo en muy poco tiempo.

Califica este artículo
Si te gustó este artículo te animamos a que lo compartas en tu Facebook, Twitter o Google +1 para que llegue a más personas. También te recomendamos que dejes un comentario si tienes alguna duda.

Lee más sobre: Medicina General

Etiquetas: abeja, avispa, picadura, veneno
5 junio 2012 Un Comentario

¿Quieres más?

  • Puedes echar un vistazo a nuestro listado de clínicas estéticas para encontrar el tratamiento adecuado para ti.
  • Picadura de medusa: ¿Qué hacer ante una picadura? ¿Cómo curarla? said:

    [...] ¿Qué hacer ante una picadura? ¿Cómo curarla? Hace unos días os hablábamos de cómo actuar ante una picadura de abeja o avispa. En esta ocasión queremos hablaros de las picaduras de medusas, pues son muy frecuentes ahora que [...]

Deja un comentario !

Queremos saber tu opinión y por eso te animamos a que dejes un comentario en este artículo. Luego puedes suscribirte a él vía RSS.

Por favor, cuida tu ortografía. Cualquier comentario utilizado para hacer spam será eliminado.

You can use these tags:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>